domingo, 27 de julio de 2014

Vivir de los sueños cumplidos



¿Cuánto tiempo hacía que no escribía algo que saliera de mi cabeza? Sí, debe ser que estar tan ocupada te roba tiempo de todos lados e incluso te seca la imaginación. Pero el verano me está ayudando a refrescarme, creo que no solo se debe a la piscina o la playa, que es lo más típico en esta época. Espero que os gusten estas pequeñas palabras…

La vida puede ser un sueño constante… Para aquellos que realmente saben disfrutarla. Pero también se caracteriza por aquello que, en un principio no podemos cumplir y que luchar por ver hecho realidad. ¿Qué sería de nuestra vida sin sueños, sin esperanzas o metas que cumplir? ¡Aburrimiento, sopor y posiblemente mucha soledad! 




Cada uno tiene intereses variados, que pueden ser iguales para algunas personas, pero para otros no. Sin ir más lejos, una servidora hubiera dado cualquier cosa por ir a la ya conocida Comic Con de San Diego, pero sus circunstancias personales se lo han impedido y este año no ha podido ser. ¿Se rendirá? Claro que no. 

Esa situación me recuerda mucho a una frase que he escuchado incontables ocasiones y que dice “eso hay que verlo o vivirlo una vez en la vida”. Y estoy completamente de acuerdo… ¡Meta marcada! Es posible que no sea este año, no será el que viene o quizá ocurra cuando ya tenga cuarenta años, pero es algo que se puede lograr si se pone el esfuerzo necesario para ello.

Y así es como realmente se cumple los sueños, nada tiene que ver con los cuentos de hadas y tampoco con la facilidad que vemos en nuestras series y películas favoritas. Todo está en nuestra mente, las ganas que tengamos de conseguir esa meta y lo demás depende del esfuerzo que nosotros imprimamos en el mismo.

Y lo mismo ocurre para cualquier tipo de sueño, siempre se necesita ponerse a ello y no rendirse fácilmente. ¿Quién dijo que la vida iba a ser fácil? ¿Qué naceríamos con un pan bajo el brazo? Eso se lo podemos dejar a bebés como el de Snow y Charming, pero no para los que luchamos día a día en un mundo real y donde nuestro esfuerzo marca realmente la diferencia.

Y cambiando de tema… ¿Cuántas veces has querido ponerte con algo y siempre lo has retrasado? Eso es lo que llevaba un tiempo pasándome a mí, demasiados meses de inactividad me han pasado factura, pero me alegra decir que he vuelto a las andadas. Escribir de manera más activa, centrarme en crear algo que entretenga a la gente, no solo a través de la palabra escrito sino visualmente. ¡Maravilloso! 

Y muchos nos quejamos de que no tenemos tiempo, que conste que soy la primera que lo hace y sé que siempre os lo estoy recalcando. Pero lo importante es saber administrar ese poco tiempo, buscar la manera de descansar y también realizar todas esas cosas que siempre has querido hacer. Y aquí es donde viene el guiño que deja la guinda en el pastel…

Cuando uno se bloquea, no ve la manera de salir adelante o que sus sueños se hagan realidad… Siempre puede contar con sus amigos, aquellos que le darán opciones que él no ve y a los que hay que escuchar atentamente. Sobre todo porque os pueden dejar palabras muy sabias, consejos que podréis seguir y que os ayudarán en la difícil tarea de conseguir vuestro objetivo.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...