martes, 29 de agosto de 2017

Vientos que suenan a "Poldark"



Otra temporada de "Poldark" que pasa de largo y nos deja con un final agridulce. Sí, agridulce porque si el de la segunda temporada fue un atisbo de esperanza. Si quieres saber cómo se ha desarrollado esta entrega, solo tienes que seguir leyendo.

¡CUIDADO! CONTIENE SPOLIERS DE LA TERCERA TEMPORADA




Parecía que las cosas entre Ross y Demelza iban a ir viento en popa. Quizá no a toda vela, pero sí por un rumbo distinto. Y así ha sido en los primeros capítulos de la temporada, donde les hemos visto tener a su segunda hija y vivir momentos familiares únicos.

Hemos visto cómo Ross aceptaba a los hermanos de Demelza después de la muerte de su padre e incluso ha conseguido un buen empleo para Drake. La vida no podía sonreírles más pero siempre hay nubes en el horizonte.

Todo comienza a complicarse cuando Ross tiene que ir a rescatar a su gran amigo Dwight, al que consigue rescatar junto con otro personaje que le atormentará y posiblemente le robará a su mujer.



Pero es que Ross es hombre de tropezar siempre con la misma piedra y parece que no aprende de ninguna manera. Dos ocasiones ha tenido de arreglar las cosas, conseguir cargos importantes que ayuden a la gente, no solo a la rica sino también a la pobre. Y todas las ha desaprovechado.

Y Demelza está más que cansada de aguantarle sus tonterías, ser la tonta que se queda en casa mientras su marido... Corre a los brazos de otra. Lástima que esta vez no sea así y todo sea un gran malentendido. Pero digamos que han tenido su ración de ojo por ojo y diente por diente.

Por otra parte, Elizabeth ha conseguido hacer pasar al hijo de Ross como si fuera de George. Lástima que la tía Agatha no consiga llevarse el secreto a la tumba y deje con la duda al marido de Elizabeth. Por fortuna, es  un hombre con poca personalidad que está dispuesto a aceptar lo que Elizabeth dice a pies juntillas.



La parte más triste de esta temporada es la muerte de la tía Agatha, que nos abandona sin haber cumplido los cien años y deja un enorme vacío en la familia. Los Poldark de Trenwith van disminuyendo mientras los de Nampara van aumentando.

También hemos tenido la relación de Drake y Morwena, dos amantes que se ven separados por las trampas de George y la impasibilidad de Elizabeth. Espero que la próxima temporada puedan volver a estar juntos. Y también hemos tenido una ración de Caroline y Enys.

El final de temporada fue sorprendente y descorazonador por ambas partes. Demelza merecía tener un momento apasionado con su pretendiente, pero nos duele ver a Ross sufrir por el amor de su esposa. Está claro que todos han aprendido una lección, o eso esperamos, y harán las cosas de manera diferente en la cuarta temporada.


VALORACIÓN DEL RINCÓN DESASTRE



No hay comentarios :

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...